Ortodoncia en adultos

Tradicionalmente, la ortodoncia se asocia con un tratamiento odontológico propio de niños y jóvenes. Sin embargo, el objetivo de la ortodoncia es corregir las situaciones de desviación o desalineación de las piezas dentales, independientemente de la edad en que esta situación se produzca o de la que, tras años de sufrirla, decidamos tomar medidas para solucionarla.

¿Por qué es importante la ortodoncia en adultos?

Existe la errónea creencia de que la ortodoncia es principalmente un tratamiento estético por la evidente mejora visual que presentan unos dientes bien alineados, pero lo cierto es que la ortodoncia es ante todo un tratamiento relacionado con el equilibrio general del sistema bucodental. Dientes bien alineados significan sobre todo una mejor limpieza (no existen “recodos” de difícil acceso), lo que a medio plazo se traduce en una boca más sana con menor riesgo periodontal para nuestras encías. Además, incide directamente en una mejor oclusión, reduciendo así el desgaste asociado al conjunto de la dentición.

ortodoncia en adultos

Así pues, los beneficios de la ortodoncia son:

  • Mejor estética (dientes visualmente más alineados)
  • Mejor limpieza y conservación (no existen “recodos” de difícil acceso en términos de higiene)
  • Mejor oclusión (se reducen los elementos discordantes que afectan al equilibrio estructural de los dientes en su conjunto)

Sin embargo, a pesar de su evidente incidencia con respecto a la salud general del paciente, es uno de los tratamientos de más difícil aceptación por parte del paciente, debido principalmente a que exige un elevado de compromiso:

  • Es poco “discreto” (todo el mundo se da cuenta de que estamos en tratamiento, a pesar de que actualmente existen modalidades de ortodoncia “semi-invisibles” que minimizan notablemente este factor.).
  • No es un tratamiento “económico”.
  • Requiere de mucha dedicación (decenas de visitas regulares durante un largo período de tiempo)
  • Es molesto (no permite comer al 100%, es de difícil mantenimiento / higiene, puede ocasionar rozaduras,…)

En el caso de los pacientes más jóvenes, la decisión de los padres (pensando en el bienestar de sus hijos) permite registrar tasas de tratamiento superiores al 50% (pacientes tratados / pacientes que lo necesitan); sin embargo, en el caso de los adultos el porcentaje de pacientes tratados en relación a aquellos que lo necesitan no alcanza ni el 10% (principalmente por influencia del rechazo que genera por motivos estéticos). Igualmente, y en defensa de estos pacientes poco responsables, debe indicarse que los profesionales, ante la previsible oposición del paciente, en muchos casos no inciden lo suficiente en su importancia; de hecho, el porcentaje de casos de ortodoncia en adultos de una consulta puede ser un buen indicador del compromiso médico de los profesionales que ejercen en ella; pocos casos significa doctores poco dispuestos a ofrecerle al cliente algo que no desea… por el contrario, muchos casos reflejan un esfuerzo titánico de concienciación y de compromiso ético por parte de los profesionales que no han dudado en “darlo todo” para que sus pacientes entiendan que la ortodoncia es una de las principales herramientas para llegar a tener una boca realmente sana.

Vídeo sobre testimonios de pacientes adultos de ortodoncia:

Compartir

Dejar respuesta